Logo
Búsqueda personalizada

CONSEJOS PARA PADRES

Consideraciones para reducir el riesgo


Para reflexionar en familia

En el año 1997 se registraron 8000 denuncias sobre desaparición de menores en la Argentina.

Este no sólo es un fenómeno que ocurre en la Argentina, sino que es mundial. Por lo tanto es muy importante prevenir, ya que si los menores estan preparados, así como sus padres, es posible reducir el riesgo. Para esto hay distintas técnicas que tienen este último objetivo.

Como diría esa conocida frase "mejor prevenir que curar", nada más que en este caso la cura puede no llegar nunca si es que sucediera.

Por eso, mejor que lamentar, preste mucha atención a los siguientes consejitos. Sólo son algunas de las precacuciones que puede tomarse, ya que la idea fundamental al mencionarlos es la de orientarlo en los recaudos que hay que tener. Espero que le sean útiles.

-Tratando de evitar el miedo que puede causar en el niño, se recomienda a los padres poner énfasis en aquello que los chicos pueden hacer para defenderse, jugando a representar las distintas situaciones que podrían sucederle, como así tamibién ensayar las reacciones más adecuadas.

-Es importante que en el hogar haya material didáctico que enseñe a los niños las medidas de seguridad y protección.

-Enseñar a los hijos a ser enérgicos y enfáticos para que puedan protegerse a sí mismos de los abusos y secuestros.

-No olvidar que cuando los niños se encuentren en una situación complicada van a estar solos, por eso es muy importante que les enseñe a decidir lo más adecuado y seguro para su vida.

-Instale en su hogar un clima de confianza y apoyo, de modo tal que llene las necesidades de los niños para que de este modo no necesite irse a buscar el amor y el apoyo de los demás.

-Tómese el tiempo necesario para que haya una comunicación fluída con sus hijos. No olvidar que los niños que no encuentran quien los escuche en la casa son los que corren mayores riesgos a que los rapten, secuestren o se aprovechen de ellos.

- REITERO, ES MUY IMPORTANTE LA ATMÓSFERA DE CONFIANZA EN EL HOGAR, para que los niños se animen a contar aquellas cosas que le hayan ocurrido con cualquiera que se les haya acercado de una manera impropia o que que los haya hecho enojar. De este modo se evitará lo que generalmente ocurre, y es que los niños tienen mucho miedo o se encuentran muy confundidos como para comunicar sus experiencias y sus temores.

Por eso, déjele hablar en confianza sobre sus gustos y aversiones, sus amigos, y su manera de sentir la realidad.

Pero ¡Ojo! Tenga cuidado, no establezca el clima de confianza para luego censurar su manera de pensar. Mejor puede ser poner de alguna manera en conflicto, a través de contra ejemplos, su manera de ver la vida, para intentar llevarlo hacia donde Ud. quiere. Sino correrá el riesgo que pierda la confianza que le había depositado, y lo de a otra persona. Y como Ud. bien sabe, muchas veces esa persona no es la más indicada.

-Debe hablarles con calma y razonanadamente, no instalar el miedo dando detalles de lo que podría pasarles sino siguen sus consejos.



Este material fue obtenido en la página de la Fundación PIBE http://www.pibe.org.ar